El Grupo Bancario de Malasia CIMB aprovecha la red de Ripple para las remesas transfronterizas

El grupo bancario malayo CIMB se ha unido a la red de pagos basada en la cadena de bloques de Ripple, RippleNet, que busca pagos transfronterizos más rápidos.

Una asociación estratégica entre las empresas aborda la necesidad de “pagos internacionales rápidos y rentables” en toda la región de la ASEAN (Asociación de Naciones del Sudeste Asiático), dijo Ripple el miércoles.

Específicamente, la solución basada en la cadena de bloques de Ripple se ha implementado para expandir el sistema de remesas propietario existente de CIMB, SpeedSend. La integración de RippleNet ya está facilitando remesas “instantáneas” a través de corredores como Australia, EE. UU., Reino Unido y Hong Kong, declaró el banco.

Como parte de la asociación, CIMB dijo que también planea extender la solución de Ripple a otros casos de uso en todo el grupo. SpeedSend actualmente sirve a personas que envían remesas a varios países predominantemente asiáticos, incluidas Filipinas, Japón, Singapur, Tailandia e India, según su sitio web.

El CEO de Ripple, Brad Garlinghouse, dijo:

“Estamos viendo que los bancos e instituciones financieras de todo el mundo se inclinan hacia las soluciones de blockchain porque permiten una experiencia de pagos más transparente, más rápida y de menor costo”.

Si bien Ripple ofrece varias soluciones de pago, una de las cuales utiliza el token de criptografía XRP, las empresas no revelaron cuál está siendo utilizada por CIMB.

Según las proyecciones del Banco Mundial, las remesas al sudeste asiático aumentarán a $ 120 mil millones para fines de 2018, mientras que se espera que las remesas globales aumenten a $ 642 mil millones.