Nueva app de BlueWallet facilita el uso de la Lightning Network

LndHub, la más reciente aplicación para teléfonos Android o iOS de la compañía BlueWallet, promete una experiencia sencilla para los usuarios que quieren incursionarse en la red de microtransacciones Lightining Network (LN), ya que no tendrán que angustiarse por correr su propio nodo en la red.

¿Cómo funciona LndHub?

La persona que decida utilizar la app debe enviar sus criptomonedas a una dirección de recepción de LndHub, añadiéndole saldo a su cuenta. Con estos activos, el usuario puede pagar facturas de Lighting Network, aunque dentro de la red el pago se realiza desde la aplicación, deduciendo el saldo pagado de los fondos depositados por el cliente.

En cuanto a su sistema de almacenamiento de bitcoins, LndHub permite ejecutar y recibir pagos, ahorrándole así al usuario el proceso de configuración de un nodo y la creación de canales de pago. De este modo, juega un papel de custodio y reduce al mínimo la confianza en terceras partes por ser una app de código abierto.

Además, la API de la herramienta, su código fuente, está disponible para que todos los interesados la usen de acuerdo con sus intereses. Si lo desean, pueden añadir LndHub en otro monedero, o elaborar un nuevo producto a partir de esta.

¿Qué es Lightning Network?

Es un sistema descentralizado para micropagos instantáneos y de alto volumen que elimina el riesgo de delegar la custodia de fondos a terceros de confianza. Es una red de segunda capa formada por encima de la cadena de bloques Bitcoin, la cual ofrece una solución a la escalabilidad de la red.

Hoy en día, Lightning Network tiene en su haber 4.664 nodos, entre los que se han consolidado hasta 14.961 canales de pago. En cuanto a su capacidad de enrutamiento, posee 493,98 BTC, lo cual equivale a casi dos millones de dólares con el precio actual de la moneda.

A través de ella pueden enrutarse criptomonedas de forma rápida y con muy bajas comisiones, porque no necesitan confirmación. Además, permite enviar montos pequeños sin el riesgo de custodia y comisiones inmateriales. Las transacciones son casi ilimitadas, puesto que se llevan a cabo fuera de la blockchain.